Incorporación de la acupuntura y la auriculoterapia en el ejercicio de la odontología

La ausencia de problemas estomatológicos al igual que una adecuada función de la masticación y estabilidad oclusal se han considerado indicios de una buena salud bucal, que está directamente relacionada con el ejercicio de la odontología a través de las actividades clínicas, educativas y preventivas, realizadas por los odontólogos y cirujanos orales, de acuerdo con los principios de salud aceptados en occidente. De este modo, la necesidad de ejercer la odontología con una visión global del ser humano ha propiciado la búsqueda de opciones auxiliares y/o complementarias de tratamiento, con un cambio del paradigma, en el que el odontólogo y su espectro de actuación profesional estarían condicionados exclusivamente a sus habilidades manuales y a la mecánica utilizada en la ejecución de los procedimientos operatorios.






Partiendo del principio de que la salud bucal forma una parte indisociable del contexto general de salud, es indispensable considerar tanto el ambiente que constituye el medio donde vivimos como el conjunto constituido por las condiciones culturales, psicológicas, materiales y morales que se interrelacionan con el individuo y, en consecuencia, afectan directa o indirectamente su salud.




Tráfico Semanal