Cierre de mordida en paciente adulto con tratamiento de ortodoncia fija y terapia miofuncional

El diagnóstico y tratamiento de las mordidas abiertas ha sido y es uno de los temas más controvertidos en ortodoncia. A pesar de los múltiples estudios, investigaciones y experiencia clínica hay un clima de desconfianza hacia la interpretación de la etiología, la importancia de las medidas diagnósticas, la efectividad y estabilidad de la corrección. La definición de la mordida abierta varía según los distintos autores. Desde la mitad del pasado siglo, en que fue descrita por Carabelli conocemos como mordida abierta la maloclusión en que uno o más dientes no alcanzan la línea de oclusión y no establecen contacto con los antagonistas. También en la misma época Defoulon hizo notar que hay influencias musculares externas e internas en el desencadenamiento de esa falta de contacto dentario.





La mordida abierta responde a una falta de contacto evidente entre las piezas superiores e inferiores que se manifiesta a nivel del grupo incisivo o de los segmentos posteriores de las arcadas. Los hábitos de succión digital y deglución atípica constituyen un aspecto de especial interés en la etiopatogenia de la mordida abierta. Consideraremos por separado la succión de objetos externos y aquellas disfunciones en el patrón deglutorio que incluyen entre otras la succión lingual.



Tráfico Semanal

ANF

Get our newsletter