PDF: Tratamiento endodóntico radical en pulpa no vital en una sola visita

Con el avance tecnológico, del que no ha sido ajena la endodoncia, no existe desde este punto de vista, motivación alguna para prolongar los tratamientos en más de una sesión.

endodoncia-pulpa-no-vital


Por varios años los estomatólogos han realizado tratamientos de conductos en una sesión; ha existido mucha controversia con respecto a este tipo de modalidad terapéutica, ya que tanto el tratamiento endodóntico en una cita como en varias citas presentan cada uno sus ventajas y desventajas. El objetivo de esta terapia es lograr una limpieza y conformación del conducto radicular para poder obturarlo tridimensionalmente y mantener la salud de los tejidos periradiculares. 

Sin embargo, el pronóstico a largo plazo y los síntomas del paciente después del tratamiento son dos temas importantes relacionados con el número de citas. Se necesitan investigaciones profundas que esclarezcan incógnitas sobre estos aspectos.


Tobón en su libro Endodoncia Simplificada se esfuerza por dinamizar el tratamiento de endodoncia, disminuyendo el número de instrumental, el uso de materiales, incluso simplificando los procederes diagnósticos, eliminando por ejemplo el control bacteriológico, pero el número de visitas lo mantiene atendiendo al criterio facultativo.

Dos años después, el Ministerio de Salud Pública dicta las Normas de Endodoncia, con lo cual se normaliza el método estándar de tratamiento en nuestro país. Este no asume criterio alguno en cuanto al número de visitas, sin embargo mientras se utilizó este método en la Facultad de Estomatología de La Habana la incidencia reportada de periodontitis apical moderada o severa en la segunda visita fue elevada, forzando en estos casos siempre a abandonar el tratamiento endodóntico para atender la periodontitis cuyo tratamiento requería una demora adicional _como mínimo dos visitas más del paciente a consulta_.

Durante el año 2000 señala Calatrava, que se realizaron en el mundo más de 27 millones de tratamientos de conductos, con un costo de más de tres billones de dólares y esta es una tendencia que crece en la medida en que las personas retengan sus dientes y aumente la expectativa de vida, a menos que la profesión prevenga los problemas pulpares, mejorando los materiales, procedimientos restauradores, terapia pulpar conservadora y sobre todo instrumentando una estomatología más social y preventiva.




Artículos Relacionados

Tráfico Semanal