PDF: Alteraciones dentales y periodontales causadas por el stripping en ortodoncia


Desde hace más de setenta años el desgaste interproximal o stripping forma parte de las opciones de las que disponemos en los tratamientos de ortodoncia. 



Inicialmente fue un procedimiento indicado solo para pacientes adultos principalmente para el tratamiento de las discrepancias dentarias y la prevención de las recidivas mediante la estabilización de los puntos de contacto. 

Además comenzó a emplearse como alternativa en los casos dudosos de extracción, la eliminación de triángulos negros y en casos de transformación de caninos en incisivos laterales. En los últimos años el stripping se ha convertido en una práctica generalizada, utilizada por una amplia mayoría de ortodoncistas ya no solo en pacientes adultos, sino también en adolescentes e incluso niños. 


Sin embargo, a pesar de ser una técnica de uso tan extendido, sigue existiendo controversia respecto a los posibles efectos adversos que puede provocar en el diente, principalmente relacionados con la caries, la sensibilidad, la desmineralización, los posibles problemas periodontales y la estabilidad a largo plazo. 

También parece haber cierta confusión acerca del protocolo correcto a seguir para optimizar la técnica y disminuir los posibles efectos adversos. Aunque harían falta más estudios in vivo para determinar claramente algunos de estos aspectos, la gran mayoría de los autores están de acuerdo en que realizado correctamente y seguido de un pulido final, el desgaste mesiodistal no supone un riesgo para el diente y sin embargo sí supone una serie de ventajas frente a los tratamientos de extracciones. 

El objetivo del presente trabajo es hacer una revisión bibliográfica de la literatura disponible acerca de estos aspectos clínicos relacionados con el desgaste interproximal, desde un diagnóstico adecuado hasta las posibles complicaciones a largo plazo, prestando especial atención a aquellos factores que pueden afectar negativamente al diente y al tejido periodontal.




No hay comentarios